ArchDaily Perú | El sitio web de arquitectura más leído en españolEl sitio web de arquitectura más leído en español
i

Regístrate ahora y empieza a guardar tus proyectos y fotos favoritas, organizados a tu modo.

i

Encuentra los mejores productos para tus proyectos en nuestro catálogo de productos.

i

Instala la extensión de Chrome de ArchDaily y encuentra inspiración en cada ventana de tu navegador. Descárgalo aquí »

Todo
Proyectos
Productos
Eventos
Concursos
  1. ArchDaily
  2. Obras
  3. Espacios De Culto
  4. Chile
  5. Hariri Pontarini Architects
  6. 0
  7. Cómo se construyó el Templo Bahá’í para Sudamérica, por Hariri Pontarini Architects

Cómo se construyó el Templo Bahá’í para Sudamérica, por Hariri Pontarini Architects

Cómo se construyó el Templo Bahá’í para Sudamérica, por Hariri Pontarini Architects

Arquitecto: Siamak Hariri, Hariri Pontarini Architects
Arquitecto local: Benkel Larraín Arquitectos
Ubicación: Peñalolén, Santiago de Chile
Mandante: Asamblea Espiritual Nacional de los Bahá’ís de Chile
Constructora: Desarrollo y Construcción del Templo Bahá’í para Sudamérica Ltda.
Superficie Del Terreno: 11 hectáreas
Superficie construida: Sobre 2.400 m2 (800 m2 primer piso)
Superficies Jardines: 6 hectáreas
Año construcción: 2012-2016
Fotografías: Cortesía de Templo Bahá’í de Sudamérica 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  +40

Ubicada en la precordillera de Los Andes, en Santiago de Chile, la Casa de Adoración Bahá’í de Sudamérica abrió finalmente sus puertas después de 6 años de construcción. 

Cómo se construyó el Templo Bahá’í para Sudamérica, por Hariri Pontarini Architects, Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica
Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica

La octava versión del Templo en el mundo y la primera en Sudamérica posee las cuatro características comunes de toda construcción Bahá’í; nueve puertas, nueve lados, una cúpula central y una gran preocupación por el trabajo paisajístico. La propuesta del estudio Hariri Pontarini Architects busca que esos nueve lados se transformen en alas translúcidas que se elevan directamente desde el suelo hacia la cúspide en forma de pétalos con un leve traslapo y descalce para – a través de sus hendiduras – dejar entrar la luz al templo. Según el arquitecto, “las alas darán la impresión de estar flotando sobre un espejo de agua, el cual permitirá que la luz se filtre a través de ellas durante el día y emita un brillo cálido desde su iluminación interior durante la noche”. 

Cortesía de Hariri Pontarini Architects
Cortesía de Hariri Pontarini Architects

La construcción del templo se divide en cuatro etapas principales, de las cuales tres han sido completadas hasta la fecha. 

La primera se trata de una estructura de hormigón armado de tres niveles, que contiene estacionamientos y servicios además de ser la base estructural del edificio, contando con un sistema antisísmico de aislación de fricción de triple péndulo. Ésta etapa se comenzó el 2010 con excavaciones y trabajo de suelo y se concluyó en abril del 2013 con el hormigonado de la loza, el cual requirió 90m3 de hormigón y nueve horas de trabajo continuo. 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica
Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica

Sobre la base sólida de hormigón armado se construyó una superestructura de 30 metros de altura para los pétalos. Para esto se usaron 18 columnas curvadas de acero de 32,4 cm de diámetro y 20 mm de espesor como estructura primaria. Las columnas se anclaron a la base de hormigón y al óculo central - el cual fue previamente elevado mediante una torre de soporte de andamio – a través de uniones apernadas.  

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica
Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica

La estructura secundaria de los pétalos, la cual soportará el revestimiento interior y exterior del templo esta hecha de un reticulado estereométrico de acero de doble capa. “Los detalles de estas superestructuras son complicados, porque combinan partes de acero con los interiores de superficies curvas” comenta el arquitecto a la revista BIT. El reticulado está compuesto por nodos de acero de diversos tamaños y ángulos para recibir a los distintos tubos de acero que convergen en ellos. Las piezas son, una vez más, apernadas entre sí sin la necesidad de usar soldaduras en la estructura. 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica
Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica

La construcción de la estructura portante estuvo terminada en mayo de este año, acto seguido, en junio comenzó el montaje del revestimiento interior. El revestimiento es de mármol y para obtenerlo se extrajeron más de 400 toneladas de esta piedra en Portugal. Ahí los bloques se cortaron a medida y se les dio la curvatura necesaria para el proyecto. Cada pieza es única y está calculada al milímetro para calzar en la estructura de nervios de acero. Se necesitaron 1580 piezas de mármol plano y 780 curvas para completar la estructura. La unión entre el reticulado y las piezas de mármol es por medio de marcos de aluminio también fabricados en el viejo continente, los cuales se fijan con un sistema de palancas. 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica
Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica

A esto le siguió la etapa de revestimiento exterior de vidrio fundido transparente. Al igual que en el interior las piezas fueron hechas a medida y luego montadas en marcos de aluminio para trasladarlas a Chile. Por tratarse del exterior, las juntas de las piezas fueron selladas con silicona mientras que las del interior permanecerán sin uniones en las juntas. La empresa encargada de llevar a cabo las dos etapas previas es Gartner Steel and Glass (GmbH), la cual fue elegida por su experiencia con el material. 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  +40

La compleja estructura de este proyecto fue creada a través de la combinación de croquis hechos a mano, la elaboración de maquetas, el diseño en CAD y la simulación digital. Para lograr la elaborada geometría que demandaba el proyecto se utilizaron softwares que se escapan del rubro de la arquitectura y entran en el de la animación cinematográfica, desarrollo de videojuegos y el diseño aeronáutico y automotriz. Así se pudo obtener un modelo preciso de cada pieza, calculando tamaños, ángulos, curvatura, espesor y resistencia. 

Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  Cortesía de Templo Bahá'í de Sudamérica  +40

Cálculo Estructural: TROW/Carruthers & Wallace, Universidad de Toronto, Sirve S.A., DICTUC, Patricio Bertholet M. Ingeniería Estructural, VMB Ingeniería Estructural
Instalaciones Mecánicas Y Eléctricas: The OPS Group
Ingeniería De Revestimiento: Simpson Gumpertz & Heger
Acústica: Verónica Wulf
Iluminación: Isometrix, Limarí Diseño de Iluminación
Fundaciones Hormigón Y Estructura: Fernández Wood Constructora S.A.
Inspección Técnica De Obras: CTO S.A.
Super Estructura Y Revestimiento: Gartner Steel and Glass GmbH

Templo Bahá'í / Hariri Pontarini Architects

Entrevista: Siamak Hariri / Templo Bahá'í de Sudamérica

Cita: Begoña Uribe. "Cómo se construyó el Templo Bahá’í para Sudamérica, por Hariri Pontarini Architects" 13 oct 2016. ArchDaily Perú. Accedido el . <http://www.archdaily.pe/pe/757563/en-construccion-templo-bahai-hariri-pontarini-architects>
Leer comentarios

0 Comentarios

···

Los comentarios están cerrados

Leer comentarios