Agrandar imagen | Ver tamaño original
Ubicado en una esquina de trafico constante, frente a la plaza de acceso a un centro comercial y a la Iglesia de San Ignacio proyectada por Juan Sordo Madaleno. El proyecto juega con la condición de ser un edificio que se apropia de la vida urbana y de las mejores vistas de este sector de la Ciudad de México, y al mismo tiempo es un edificio privado y de escala domestica que conserva el carácter de la colonia Polanco. El proyecto consta de seis departamentos de lujo, versátiles en dimensiones, para ofrecer distintas cualidades en cada uno de ellos. Formalmente, se busco una propuesta que hiciera pocas concesiones a las tendencias de la moda, un proyecto atemporal comprometido con el paso del tiempo con una volumetría serena y una tectónica moderna. El espíritu, es una fina caja de orfebrería, en donde los materiales se vuelven fundamentales: el concreto aparente junto con los revestimientos metálicos y de madera conforman un ensamblaje mesurado. El concreto es un elemento presente discreta pero expresivamente en todos los puntos de la obra. Es el material de presencia constante que da forma y estructura al concepto plástico de la propuesta. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir