Agrandar imagen | Ver tamaño original
Esta casa se encuentra en un terreno extenso que en uno de sus linderos anteriormente producía árboles Ficus para la venta. Buscamos que la casa no impactara el contexto natural; Casa la Semilla ha sido una construcción muy rápida y sencilla en la que gracias a las cualidades del concreto se torna difícil determinar los limites entre el interior y el exterior de la misma, obteniendo una casa que con dimensiones acotadas parezca muy extensa y sea imperceptible desde varios puntos del terreno. Al estar los arboles sembrados uno pegado al otro, han crecido juntos y muy esbeltos, por lo que nuestra propuesta aprovecha este bosque de arboles para cubrir el sol del sur y tener una fachada totalmente abierta a los mismos. Conseguimos hacer una cubierta de 200m2 soportada en tres columnas centrales y una trabe que la cruza completamente a modo de un péndulo invertido. De esta forma, conseguimos no tener ningún puntal en el resto de la casa, y tener la libertad de disponer del espacio bajo esta cubierta como mejor nos convenía. La orientación de la casa es norte, pues Jiutepec es una zona muy calurosa del estado de Morelos, México. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir