Agrandar imagen | Ver tamaño original
La clínica está ubicada en una zona residencial, cerca de Tokio, donde actualmente hay una mayor población de edad avanzada. Este proyecto tiene por objetivo establecer una clínica "abierta" para el área local, lo cual es muy diferente de un hospital convencional. La idea es, que en el futuro los residentes puedan visitar a su médico de familia en este edificio, a diferencia del servicio médico especializado del hospital universitario. Para aprovechar el máximo de la superficie dentro de los límites del sitio, la planta de piso fue desarrollada en forma de L. El edificio está orientado al noreste, abierto a través de una fachada dinámica, con varios vanos que permiten el ingreso de la luz natural al interior, mientras que al mismo tiempo, mantienen la privacidad de los visitantes. Este concepto de "rebajes" genera una fuerte relación entre el medio ambiente natural exterior y el espacio interior. Esto, de manera simultánea, crea una variedad de nichos que dan al paciente la posibilidad de elegir su espacio favorito. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir