Agrandar imagen | Ver tamaño original
En la cima de la 'colina B', en el Bosque de Alta Montaña en Bergschenhoek, se construyó una torre de observación de 22 metros de altura. Es la pieza central que completa la renovación de la recreativa colina. El diseño de la torre es como un laberinto tridimensional en el que los visitantes tienen visuales de diferentes altitudes y direcciones. Hay dos recorridos posibles hacia la parte superior. Estos se relacionan con las dos principales rutas de acceso a la cima de la montaña. La torre está compuesta por segmentos iguales de escaleras conectados por plataformas pequeñas y grandes. Con este concepto, se pudo realizar fácilmente el deseo de tener plataformas de observación de varias alturas. La estructura principal es un marco de columnas blancas de acero y tirantes. Se erige como una escultura en la cima de la colina. Las barandas están hechas de madera, que otorgan un buen contraste con la estructura y suavizan la apariencia. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir