¿Cómo se puede transformar el espacio público de todo un vecindario? ONU-Hábitat y su iniciativa de Calle Modelo

¿Cómo se puede transformar el espacio público de todo un vecindario? ONU-Hábitat y su iniciativa de Calle Modelo

ONU-Hábitat o la Agencia de las Naciones Unidas para los asentamientos humanos y el desarrollo urbano sostenible, cuyo enfoque principal es hacer frente a los desafíos de la rápida urbanización, ha estado desarrollando enfoques innovadores en el campo del diseño urbano, centrados en la participación activa de la comunidad. ArchDaily se ha asociado con ONU-Habitat para ofrecer noticias, artículos y entrevistas semanales que destacan este trabajo, con contenido directamente de la fuente, desarrollado por nuestros editores.

Asociado con el crimen, el desperdicio y la basura, Dandora en las Eastlands de Nairobi, es el hogar de aproximadamente 140.000 habitantes. En una colaboración continua, entre los residentes locales y los grupos de jóvenes, ONU-Habitat, Making Cities Together Coalition y Dandora Transformation League, el proyecto Calle Modelo (Model Street) ha estado transformando los espacios comunitarios llenos de basura en espacios atractivos y libres de residuos. Centrándose en mejorar los espacios compartidos de los complejos residenciales, un concurso anual dirigido por los jóvenes del vecindario, el Changing Faces Challenge, se convirtió en una iniciativa que movilizó a los ciudadanos de Nairobi.

Cortesía de ONU-HabitatCortesía de ONU-HabitatCortesía de ONU-HabitatCortesía de ONU-Habitat+ 19

Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat

Dandora, construido en la década de 1970, con el apoyo del Banco Mundial, fue inicialmente un vecindario bien planificado en Nairobi, Kenia, antes de transformarse gradualmente en un barrio pobre, principalmente debido a la mala administración. Se hizo conocido por su gran vertedero, el más grande del país, y por sus notorias actividades delictivas como la violencia, el abuso de drogas, la violación y la prostitución. Para recuperar el barrio, los primeros cambios, que consistieron en limpiar, plantar, abrir desagües y pintar fachadas, fueron iniciados por un grupo de jóvenes, muchos de los cuales inicialmente estaban involucrados en la delincuencia. En un corto período de tiempo, las actividades minoristas locales aumentaron, la seguridad mejoró y se estableció una cohesión social más fuerte.

Dandora como punto de referencia

Con la evolución de "Dandora Transformation League", estas personas se han asociado desde 2015 con el Programa de Espacio Público de ONU-Hábitat, la coalición de socios Making Cities Together y el Gobierno del Condado de la ciudad de Nairobi para lanzar la iniciativa Calle Modelo. Mejorando el espacio público mediante procesos colaborativos y participativos, el programa “ha proporcionado un fácil acceso al lugar al tiempo que ha permitido que prosperen las pequeñas empresas al borde de la carretera […] Es un ejemplo de cómo la creación de lugares cataliza alianzas improbables entre grupos de base, el sector privado, el gobierno local y otros líderes en la creación de lugares para adaptar, replicar y mejorar las buenas prácticas desde el nivel doméstico al de vecindario, y desencadenar una avalancha de iniciativas de empoderamiento comunitario por parte de varios interesados ”. El proyecto es un punto de referencia para guiar futuras intervenciones, es un proceso incremental para la regeneración de vecindarios liderada por la comunidad.

Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat

La comunidad local está en el centro del proceso de co-creación

Como primer paso para implementar Calle Modelo, ONU-Hábitat y los socios locales organizaron una sesión de diseño participativo utilizando Minecraft para recopilar las ideas, prioridades y aspiraciones de la comunidad. Los diseños provenientes de este taller se tradujeron luego en diseños arquitectónicos edificables. Por otro lado, la comunidad contribuyó con aproximadamente el 10% del costo del proyecto, e incluyó mano de obra: limpieza, nivelación del suelo, jardinería y, lo que es más importante, mantenimiento del paisaje urbano.

Los resultados específicos del modelo de intervención en las calles incluyen una mejor seguridad y protección, oportunidades de sustento, relación con las autoridades, oportunidades de juego para los niños, así como mejor drenaje y calidad ambiental. Tomando alrededor de dieciocho meses y realizado en co-creación con la comunidad local, con jóvenes y mujeres proporcionando mano de obra, la fase II de Calle Modelo en Dandora, se vio beneficiada con 25 árboles plantados, un total de 800 m de calzada pavimentada, desagües limpios y abiertos, 13 basureros instalados y cuatro pórticos construidas, dando una nueva identidad a la cuadra.

Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat
Cortesía de ONU-Habitat

Si podemos cambiar Dandora, podemos cambiar Nairobi, podemos cambiar Kenia y podemos cambiar África

Concentrándose en mejorar los espacios de patios compartidos de los complejos residenciales, que albergan entre 20 y 50 hogares y son un espacio público central para todas las familias e individuos que viven allí, el proyecto de asociación de Calle Modelo de Dandora ha desafiado a los residentes a limpiar estas áreas. De hecho, la iniciativa “tuvo un impacto catalizador dentro de Dandora […] No queriendo detenerse en sus puertas, los residentes han formado coaliciones en toda la vía para mejorar su calle local”. Tras el éxito del proyecto en 2015, todos vieron la necesidad de replicarlo. Se lanzó el concurso Changing Faces, dirigido principalmente por jóvenes. Lo que comenzó con pocos proyectos en Dandora, se expandió luego a otras áreas. De hecho, en otros vecindarios de Nairobi, incluidos Kayole, Korogocho, Buruburu y Mathare, entre otros, se han iniciado conversiones similares, utilizando el mismo modelo del concurso que reúne a campeones comunitarios y entusiastas urbanos. Ya en su cuarta edición, el desafío que permite a los nairobianos mejorar su entorno de vida ha impactado a 200.000 usuarios de espacios públicos.

Utilizando el espacio público y la gestión de residuos como puntos de entrada para abordar la revitalización del vecindario, el proyecto Calle Modelo destaca el valor de la planificación urbana inclusiva, que comienza primero a microescala y que puede ampliarse y replicarse en otras áreas. Finalmente, los factores contribuyentes clave que alentaron a las personas a transformar tanto sus propios hogares como sus calles y comunidades incluyen:

  • Alianzas genuinas multisectoriales
  • Enfoque multisectorial
  • Comunidad al mando
  • Plan urbano práctico que incorpora diferentes escalas
  • Mecanismos para garantizar un enfoque comunitario continuo para la gestión de residuos y espacio público
  • Relación calidad-precio

Información a través de ONU-Habitat.

Galería de Imágenes

Ver todoMostrar menos
Sobre este autor/a
Cita: Harrouk, Christele. "¿Cómo se puede transformar el espacio público de todo un vecindario? ONU-Hábitat y su iniciativa de Calle Modelo" [How Can One Public Space Transform an Entire Neighborhood? UN-Habitat's Model Street Initiative ] 15 nov 2020. ArchDaily Perú. (Trad. Caballero, Pilar) Accedido el . <https://www.archdaily.pe/pe/951425/como-se-puede-transformar-el-espacio-publico-de-todo-un-vecindario-onu-habitat-y-su-iniciativa-de-calle-modelo> ISSN 0719-8914

Has seguido tu primera cuenta!

¿Sabías?

¡Ahora recibirás actualizaciones de las cuentas a las que sigas! Sigue a tus autores, oficinas, usuarios favoritos y personaliza tu stream.