Agrandar imagen | Ver tamaño original
Los nodos o zonas de encuentro son los puntos más importantes en las dinámicas urbanas, ya que permiten una interacción entre el ciudadano y el objeto arquitectónico. Muchos de los edificios buscan aprovechar las distintas oportunidades que brinda el entorno previsto para comunicar el diseño del proyecto con el paisaje, esto fortalecerá y traerá nuevas y distintas propuestas para entender y tener una perspectiva diferente en cuanto a las relaciones urbanas y la arquitectura. La edificación como eje que se articula a la ciudad debe entender la relación que existe entre la arquitectura y la ciudad, en tanto debe ser generosa y que aquellos espacios propuestos que la conforman, se abran de alguna manera a la ciudad y a sus habitantes, logrando generar aquellos lugares de convivencia para la participación, enriqueciendo el uso de la ciudad y su entorno que la rodea. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir