ArchDaily Perú | El sitio web de arquitectura más leído en españolEl sitio web de arquitectura más leído en español
i

Regístrate ahora y empieza a guardar tus proyectos y fotos favoritas, organizados a tu modo.

i

Encuentra los mejores productos para tus proyectos en nuestro catálogo de productos.

i

Instala la extensión de Chrome de ArchDaily y encuentra inspiración en cada ventana de tu navegador. Descárgalo aquí »

Todo
Proyectos
Productos
Eventos
Concursos
  1. ArchDaily
  2. Noticias
  3. ¿Por qué aprender un oficio si puedes inventar el tuyo? Anton Álvarez y su “Thread Wrapping Machine”

¿Por qué aprender un oficio si puedes inventar el tuyo? Anton Álvarez y su “Thread Wrapping Machine”

¿Por qué aprender un oficio si puedes inventar el tuyo? Anton Álvarez y su “Thread Wrapping Machine”

Visitando la exposición Área: Bordes 2014 conocimos el talento de Anton Álvarez. Su trabajo, estéticamente muy llamativo, se caracteriza por el uso de hilo y cola fría para unir casi cualquier tipo de material. Comenzando en el campo del arte, logró transformar una idea en un nuevo proceso constructivo trasladándose así hacia el campo del diseño de muebles. Actualmente está experimentando cómo llevar sus diseños a la arquitectura.

El artista y diseñador Sueco-Chileno de 33 años, cuenta que su interés por el arte comenzó en su adolescencia cuando descubrió el graffiti. “Del mismo modo en que estaba haciendo graffiti; pinturas grandes, rápidas y coloridas; está ahora construyendo muebles, objetos muy coloridos, muy rápidos y muy grandes”, comenta la hermana del artista en una entrevista con Vans.

© Paul Plews
© Paul Plews

Con su inquietud por hacer las cosas de la manera mas simple y rápida posible, sin descuidar la estética del objeto, se dio cuenta - mientras estudiaba carpintería en Suecia - que cada unión requería una enorme cantidad de tiempo y dedicación para resolverla de manera adecuada. Al continuar sus estudios en la University College of Arts, Craft and Design en Estocolmo y posteriormente en el Royal College of Art de Londres, su trabajo buscó siempre resolver uniones de manera simple y rápida. De esta manera, el hilo y la cola fría comenzaron a ser las soluciones recurrentes, hasta que enfrentando su tesis de Magister en Diseño en Londres, decidió diseñar y construir una máquina que le facilitara esta tarea. Así nace en el 2012 su invento que llamó la ‘Thread wrapping machine.’

© Anton Alvarez © Anton Alvarez © Anton Alvarez © Anton Alvarez +23

Desde su creación, Anton, ha expuesto su trabajo en ferias internacionales en Japón, Milán y Paris, llegando a exponer en el reconocido Design Museum del Londres. 

© Märta Thisner
© Märta Thisner

Como cada objeto de Álvarez, la máquina tiene un diseño y estética propia, la cual podría fácilmente exhibirse en un museo por sí sola. La ‘Thread Wraping Machine’ está compuesta por dos anillos de madera que giran en direcciones opuestas, ambos conteniendo cuatro madejas de hilo con un tensor y un dispensador de pegamento. El sistema de control es a través de un pedal que puede regular la velocidad de giro al envolver. Al salir el hilo, éste pasa primero por el tensor y luego por el pegamento para así, al mismo tiempo que envuelve el objeto, lo endurece, creando así la unión.

© Märta Thisner
© Märta Thisner

Luego de un día completo de girar, combinar colores de hilos, agregar piezas de madera, metal, aluminio, o lo que esté a su alcance y más girar de la máquina, Anton tiene un nuevo objeto: una lámpara, un piso, una mesa y últimamente, esbozos de sistemas estructurales como arcos y pilares. 

Anton dice ser el inventor de un nuevo oficio, el oficio de Thread wrapping el cual sólo es posible por medio de esta nueva herramienta ‘The Thread Wrapping Machine.’ A diferencia de una unión común que requiere objetos externos como clavos, tornillos o incluso un complicado diseño de ensamblaje, el invento de Álvarez consiste en externalizar esta unión, haciéndola parte no sólo del proceso de diseño, sino también del producto final. La estructura portante del objeto, ya sea madera, aluminio, plástico, o cualquier otro material pasa a segundo plano y el hilo, un material que parecía insignificante cobra real importancia. Cada pieza es honesta y expresa en su diseño el propio proceso de construcción y el grano de los materiales usados sin tener que revelarlos por completo.

© Paul Plews © Paul Plews © Paul Plews © Paul Plews +23

“Tengo total control sobre la máquina” explica el inventor a Deezen Magazine “Puedo experimentar y desarrollarla libremente de acuerdo con lo que descubro y creo que son mis nuevas necesidades para este oficio.” Lo que más le acomoda es que al tener un proceso productivo propio no depende de parámetros o medidas industriales, con este invento Anton esta poniendo sus propias reglas.

© Märta Thisner
© Märta Thisner

“A veces es difícil saber cuando el producto está terminado,” comenta el diseñador, y es que para él el proceso y la exploración de la máquina es más importante que su el producto final.  Los muebles son sólo una escusa para probar y avanzar en su técnica; para su última exposición individual, en el museo Steneby Konsthall de Dalsland (Suecia), Álvarez decidió ir mas allá de la elaboración de muebles y aventurarse a construir objetos que interviniesen el espacio. Así pasó cuatro meses construyendo una segunda, mas grande y mejorada versión de su maquina para hacer lo que llamó “Thread Wrapping Architecture”. La nueva máquina no está fija en el suelo, un brazo móvil le permite moverla y crear objetos de mayor escala. El diseñador aun se encuentra en una etapa de experimentación con la arquitectura pero sus logros son evidentes; con retazos de maderas ha logrado construir arcos y pilares que se elevan mas de 6 metros de altura y nos llevan a imaginar tensoestructuras y estructuras parabólicas. Su obra puede ser un vehiculo para la reutilización de materiales de una manera estéticamente agradable y quizás en un futuro habitables. 

© Märta Thisner
© Märta Thisner

Anton cree que algún día sus métodos serán útiles para la industria de la construcción “por ahora” dice, “Estoy dejando que el proceso me lleve hacia el futuro.” El cambio de escala ya está dado “hay un punto de transición para mi, donde ya no estás agachado mirando el objeto sino que éste te mira a ti,” sólo falta seguir explorando para ver con qué nos sorprende este artista. 

Cita: Begoña Uribe. "¿Por qué aprender un oficio si puedes inventar el tuyo? Anton Álvarez y su “Thread Wrapping Machine”" 19 dic 2014. ArchDaily Perú. Accedido el . <http://www.archdaily.pe/pe/759249/por-que-aprender-un-oficio-si-puedes-inventar-el-tuyo-anton-alvarez-y-su-thread-wrapping-machine>